MARIO CALDERÓN TAPIA PRESENTE EN VALPARAÍSO

Reporte de MARIO AGUIRRE MONTALDO

EN UN EMOTIVO ACTO realizado en el aula magna de la Universidad de Playa Ancha se realizó el lanzamiento del libro “UN MUNDO QUE CAMBIAR. BIOGRAFÍA DE MARIO CALDERÓN TAPIA”, escrito por su hermana Aminie.

La actividad contó con la participación de los estudiantes de la carrera de Periodismo recién ingresados en marzo de este año, quienes desplegaron un acto de compromiso ético imprescindible para su futura profesión. Calderón Tapia fue estudiante y posteriormente docente de Periodismo de la Universidad de Chile sede Valparaíso y dirigente estudiantil en aquel mismo recinto.

En la ceremonia, DANILO AHUMADA, Presidente del Colegio de Periodistas de Chile y profesor de la UPLA, intervino para relevar la figura, el talante y el liderazgo de Calderón, asociando su propio compromiso social y político con la ética del periodismo, vinculada a la verdad y la dignidad de las personas y los grupos humanos.

AMINIE CALDERÓN señaló aspectos relevantes de la vida de su hermano, su acción por la resistencia como militante del Movimiento de Izquierda Revolucionaria (MIR) y los efectos de su detención, tortura y desaparición por parte del régimen civil-militar encabezado por Pinochet.

ADOLFO TANNEBAUM señaló a personas de figuración pública de aquellos años presentes en la sala, tales como, presidentes de FECH-V, Centros de Alumnos, amigos y camaradas. Hizo una semblanza de personalidad de Mario Calderón a quien conoció desde inicios de los años 60 en su época de militancia en la democracia cristiana y que derivó con los años a una posición de alto compromiso revolucionario.

Finalmente, MARCELO BELTRAND, editor del libro, caracterizó la obra de Aminie. En una segunda etapa se re-descubrió la placa recordatoria del “Negro” Calderón en las salas de TV y cine de la carrera de Periodismo.

Algunas imágenes de la jornada:

ESTUDIANTES DE PERIODISMO SUBEN AL ESCENARIO
INTERVIENE DANILO AHUMADA, PRESIDENTE DEL COLEGIO DE PERIODISTAS DE CHILE
AMINIE CALDERÓN TAPIA
.
ADOLFO TANNEBAUM
MARCELO BELTRAND
.
AMINIE RECIBE UN RAMO DE FLORES
.
.
.
.
.
.
.
REDESCUBREN PLACA EN MEMORIA DE MARIO

Intervención de Aminie Calderón Tapia en la ceremonia:

Buenos Días  a todos y todas  aquí   presentes. Antes de comenzar, agradezco a Danilo Ahumada, por su  cariñosa y solidaria acogida  que me ha brindado. De igual manera a los  y las  que  junto a él han realizado la presentación de la Biografía de mi entrañable hermano “Un Mundo Que Cambiar.”  Y a todos sus amigos, amigas  que se encuentran aquí presentes, a aquellos  y aquellas, que compartieron con él, esperanzas, alegrías, inquietudes, trabajo, estudios, a sus  compañeros y compañeras de militancia revolucionaria, que sobrevivieron en los sombríos días de dictadura.

Es para mí, muy emotivo  y de mucha importancia que sea en este lugar que podamos reunirnos en torno a su recuerdo. Donde egresa de la carrera de periodismo en 1971, para volver en 1972, como profesor ayudante de las cátedras de periodismo interpretativo, publicidad y, propaganda. Sin lugar a  dudas el periodismo  le apasionaba.

Mario, era proveniente, de nuestra familia profundamente comprometida con la lucha social  del país que irrumpía en Valparaíso. Nuestra  abuela María Castro Astudillo, era  de tendencia anarquista, luchaba por el derecho a voto en los años treinta. También fue  dirigenta sindicalista, participó en la fundación del Partido Socialista en Valparaíso. Más tarde, su hijo, se convierte en  gran luchador  gremialista de los trabajadores de la salud. Mi padre llegó a ser presidente de la  FENATS en los años 50. Encabezó  a sus colegas en la gran huelga del año 1955,motivo que le valiera la prisión por  cuatro meses en la cárcel de Valparaíso. Cierto es que nuestro padre era el paradigma de Mario.

 Fue  así,  como tempranamente se entera de   las limitaciones  de la clase trabajadora. Producto de los  escasos recursos económicos. En 1959, instado por nuestro papá  se integra a la juventud demócrata cristiana de la época,padre e hijo  eran atraídos por la Revolución en Libertad. Pronto, el joven Mario, asume cargos de dirección en dicha organización. La palabra revolución comenzaba a tener un sentido para sus casi 16 años, tiempo  en que  egresó de la enseñanza media—humanidades-. En ese entonces comienza su incorporación a las primeras luchas estudiantiles, donde se destaca por sus características personales y condición de líder. A la edad de 16 años, en 1960, rinde Bachillerato en letras en las universidades de Chile y Valparaíso, siendo aprobado en ambas pruebas. Desde el primer día que habitó las aulas universitarias, en 1961, momento en que ingresa a la carrera de derecho, se  destacó por sus aptitudes de liderazgo. Fue así como  en octubre de 1963 a la edad de  diecinueve años, es elegido, presidente de la FECH-V.

Mas tarde en 1967 ingresa a la Escuela de Periodismo del entonces  Pedagógico . Durante su permanencia en la Escuela, trabajó  todos esos años de noche  para solventar sus estudios y, para sostener la familia que formábamos junto a nuestra madre. Durante los cuatro años de la carrera , se integró a las luchas estudiantiles, cooperando en los comités obrero -estudiantil, que se formaron para apoyarlos. En el 69, participa en las luchas por la reforma universitaria  en las tomas  de locales universitarios, siendo dirigente del Comando de Huelga y participante de la brigada de comunicaciones, que trabajó con los sindicatos de Valparaíso. Y en 1970, participa en  la convención  de la reforma de la escuela de  periodismo. El año de su egreso, en 1971 fue miembro de la comisión redactora  de los fundamentos de la carrera  . Al mismo tiempo todo aquello  era acompañado por su opción política.

 Cabe destacar, que mi hermano no sobresalía solamente en su vida de estudiante y de trabajador sino que, en lo más importante a mis ojos, en  su calidad humana. Hermano, hijo cariñoso, mostraba especial  preocupación por nuestra familia, y  hacia los demás, interesándose  en sus problemas, extremadamente sensible ante la tragedia humana.  Carismático y de amplia sonrisa era apreciado, hasta por sus contrincantes políticos.

Dotado de  generosidad, y desapego material, junto a su consecuencia, el valor más fundamental en él, que más tarde  lo llevó a arriesgar su vida por  los valores que defendía.

 Perteneció a la   generación sesentera, rupturista y rebelde, que más tarde sería el blanco  de los aparatos represivos de la dictadura, junto a la generación que la seguía, y aun  la siguiente. La dictadura se asentó por largos 17 años, dejando una estela de vidas  sesgadas de aquellos, aquellas que entonces  perseguían el gran intento histórico de cambiar la sociedad, porque querían ser hombres y mujeres libres.

La trayectoria de  una persona no es  un pasaje o estado rígido, puede cambiar a lo largo de una vida, producto de las circunstancias de los momentos históricos que se viven. En 1967, después de un viaje a Cuba, donde conoce una verdadera revolución, participa  en el congreso regional de ese año, para la fundación del MIR  en  Valparaíso .Al ser miembro fundador se integra a la dirección de dicha organización.

La dictadura cívico militar, dirigió la represión hacia  un importante sector de la población chilena, estimados, “antipatriotas y enemigos internos”. No fue un proceso aislado, sino que  un tramado institucional, proveniente del Estado  con  la  práctica sistemática y permanente de la persecución, la tortura, los asesinatos.

Pese a que era buscado empedernidamente por las fuerzas represivas de la dictadura en Valparaíso, logra escapar a Santiago. Prosiguió  su lucha, hasta que fue secuestrado, y  hecho desaparecer, bajo las órdenes directas de Miguel Krassnof  con su brigada Halcón. Hoy hace parte de la Lista de los 119 Detenidos -Desaparecidos de este país, bajo la denominada Operación Colombo por la dictadura  cívico- militar.

 La Operación Colombo se trató de un plan perverso extraído de los  manuales  de la Escuela de las Américas, fue preámbulo de la coordinación de los servicios de seguridad cuyo objetivo, era hacer  creer que  las  119  personas detenidas en las mazmorras, desesperadamente buscadas por sus familiares se habían eliminado entre ellos en una pugna en el extranjero.

Una burda y falsa mentira, que no tarda en ser desenmascarada por los  medios de prensa internacionales. Su nombre figura en esta lista de los 119, y en este caso  preciso, los periodistas y medios de prensa que eran adictos al régimen, mostraron su falta de ética, obsecuencia y complicidad con la  sanguinaria dictadura. La información  difundida en el país, del golpe mismo y el invento de la guerra preventiva del “plan Z” fue la manifestación inicial de la que serían las relaciones de la dictadura con los  medios de comunicación.

Tengo hoy la oportunidad de encontrarme  aquí ,frente  a jovenes que  aspiran a ser periodistas, y que  se comprometen a ser dignos y dignas de su profesión, conscientes de la responsabilidad de su Rol de comunicadores, que deben respetar el derecho irrenunciable  de la ciudadanía a disponer de información amplia y verdadera. He de decirles que hay que ser vigilantes, que en nuestro país  la profesión de periodista fue ensombrecida por los que sin piedad ni vergüenza colaboraron en los montajes tendientes a encubrir los asesinatos de la dictadura, faltando a la ética de su profesión, como queda demostrado en el juicio del Colegio de periodistas en el año 2005 a raíz de la Operación Colombo caso de los 119 detenidos desaparecidos.

Treinta  y un  periodistas fueron cruelmente asesinados, asesinadas   durante la dictadura. Murieron por  la libertad, pues eran tenaces  opositores  al régimen de facto. Recorrer  su desempeño profesional y político, conocer sus jovenes vidas vemos  que dejan un ejemplo a seguir.

Mario fue buscado empedernidamente por las fuerzas represivas de la dictadura. Pudo escapar a Santiago, permaneciendo un año clandestino hasta que  fue detenido, siendo horriblemente torturado. Lo asesinaron, no sabemos en qué lugar recóndito  de este  país escondieron su cuerpo, lo hemos buscado incesantemente. La misma suerte corrieron sus compañeros de militancia de Valparaíso, que fueron detenidos en  Santiago en fecha cercana, Carlos Gajardo Wolf, profesor de la escuela de Arquitectura y el cura Antonio Llidó Mengual de Quillota,-estuvieron detenidos en los mismos lugares-.

En aquella época, desde que nos enteramos del secuestro de mi hermano, el 25  de septiembre de 1974, en la esquina  de la calle catedral y banderas  en Santiago a las 9 y30  de la mañana, con mis padres recorrimos incesantemente  los centros de detenidos buscándolo. Nuestra mamá golpeó las puertas de la justicia, que no leía los recursos de amparo. Ni un solo magistrado se constituyó en los recintos secretos de la DINA, no tan secretos pues como es de conocimiento, la Villa de Grimaldi, desde un principio de  su funcionamiento, se  denunció, que era un lugar de tormentos para los detenidos y detenidas. Si el Poder Judicial hubiese actuado con ética y,  en consecuencia con su investidura, se hubiesen salvado cientos  de vidas,… quizás…, y probablemente la suerte de los detenidos desaparecidos habría sido diferente.

 El mismo día del Golpe de estado, comienza el plan de exterminación  a sus opositores en la región de Valparaíso.

    Sin embargo, a pesar de los esfuerzos de los criminales, su nombre queda grabado en el metal, que preservará su recuerdo, como símbolo de una época, de las luchas estudiantiles libradas para lograr una universidad democrática en aquel entonces, periodo en el que Mario jugó un rol  preponderante en esta facultad.

 Necesitamos luz para iluminar el sendero de las nuevas generaciones, que perseveran  hacia un mundo justo e igualitario por el cual Mario también luchaba.

Intentaron hundir su dignidad, su alegría de vivir de  abolir  sus ideas. Sin embargo, su recuerdo  ha logrado sobrepasar el tiempo del horror, y lo encontramos en el camino de la memoria histórica, sobrevolando los campos  abiertos de la esperanza, para alcanzar una sociedad justa e igualitaria . No lo destruyeron, la prueba  de ello es que  nos encontramos  reunidos en torno a su recuerdo, nos entrega historia, la insumisa, la rebelde, que la escriben los pueblos que luchan por su libertad y justicia social.

Mario entregó lo  mejor de sí en su corta vida, pero intensa, en pos de un mundo mejor.

°°°° °°°°

4 thoughts on “MARIO CALDERÓN TAPIA PRESENTE EN VALPARAÍSO

  • 08/04/2022 at 13:24
    Permalink

    Merecido homenaje a un luchador intachable

    Reply
  • 08/04/2022 at 14:05
    Permalink

    Verdaderamente emocionante el acto de ayer, el merecido y necesario homenaje para Mario, luchador social, militante, periodista comprometido con el proceso que vivía nuestro país, al punto de formar parte del grupo de los 119 compañeros y compañeras desaparecidas (os) durante la cruel dictadura militar.

    Ayer, se estableció un encuentro intergeneracional con una vasta retroalimentación. Gracias Aminie por darnos la oportunidad (a través de la biografía de Mario) de recorrer un pedazo de nuestra historia de nuestro pasado de nuestra Memoria. Mario Vive!

    Reply
  • 08/04/2022 at 16:04
    Permalink

    Querida Aminie. Gracias por tu libro, espero leerlo pronto…
    Conocí a Mario, durante los años 60, siendo amigo y compañero de trabajo de mi padre, en la Empresa Portuaria del Valparaíso de aquellos años.

    Mario representa el valor político de la Revolución, en cualquier época. Y hoy, más que nunca, nos recuerda el compromiso de las mujeres y los hombres jóvenes de esos ayeres, con el pueblo sencillo. Nuestro muy querido “Negro Calderón”, es el símbolo de la conciencia política de una persona militante del MIR, en tiempos en que el tío Caimán golpeaba nuestra Afroamerindia con su inmunda cola…
    La vida de este gran lider revolucionario, asesinado/desaparecido por la Dictadura, significa el más allá de la Lucha de Clases… Hoy, esa Lucha de las gentes simples, está muy presente en las calles, y se acrecienta con las desigualdades de todo tipo…esas gentes del pueblo llano, pasarán la factura, cuando toque, a quien corresponda, especialmente a los chuecos de espíritu…porque, como dice Aminie en el tíulo de su libro, recordando a su hermano: “Hay un Mundo que Cambiar”
    Solo se que personas como el “negro Calderón”, nunca mueren, viven en cada ser humano, hambriento de Justicia, Equilibrio y LIbertad…

    Reply
  • 09/04/2022 at 09:13
    Permalink

    Excelente!!!. Me habría gustado asistir. Saludos.

    Reply

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *